Publicidad

Mahomes lideró a Chiefs con sus piernas y su brazo hacia el Super Bowl


2019 20 TenKC KCS Patrick Mahomes 1

KANSAS CITY, Missouri, 19 de enero de 2020.- Con la mejor imitación de un malabarista, Patrick Mahomes comandó a Kansas City Chiefs au su primer Super Bowl desde 1970.

Claro, Mahomes tuvo su típico juego superior por pase, pero la jugada del partido fue su escapada de 27 yardas en la que se quitó al menos a 4 defensivos de Tennessee Titans, caminó en la orilla del campo y logró la anotación para tomar la primera ventaja del juego en la parte final de la primera mitad.

Después del descanso, los roles parecieron invertirse y Kansas City controló el balón por tierra para superar al equipo corredor de Tennessee con todo y su estrella Derrick Henry 35-24 en el Juego de Campeonato de la AFC.

Cuartos Titans Chiefs

Finalmente, los Jefes están en el Super Bowl por tercera ocasión.

“Quiero decir, es maravilloso. Realmente lo es”, dijo Mahomes, quien tuvo 294 yardas por pase y 3 touchdowns. “Estar aquí, ser parte de Chiefs Kingdom y ser capaces de hacerlo aquí en Arrowhead, esta gente se lo merece. Y no hemos terminado”.

Agregando al festejo, el head coach Andy Reid y el dueño Clark Hunt aceptaron el Trofeo Lamar Hunt (nombrado en honor a su padre), el cual se le entrega al campeón de la Conferencia Americana cada temporada. Fue entregado por Bobby Bell, miembro del Salón de la Fama de Chiefs, mientras que Mahomes y el safety Tyrann Mathieu brincaban de alegría en el escenario.

A continuación, la búsqueda por el Trofeo Vince Lombardi.

Anotaciones Titans Chiefs

“Muy emocionado y muy emocional ganar el trofeo que tiene el nombre de mi padre”, dijo Hunt. “Sí, 50 años son muchos, pero vamos a otro Super Bowl. Chiefs Kingdom, vamos al Super Bowl”.

Los Jefes perdieron en primer Juego de Campeonato AFL-NFL en enero de 1967 (todavía no se llamaba oficialmente Super Bowl) ante Green Bay Packers de Lombardi 35-10. Tres años después, una temporada después de que New York Jets sorprendieran a Baltimore Colts para lograr el primer campeonato de la Liga Americana, Kansas City repitió la hazaña. Esta vez, se conocía como Super Bowl, nombre que se le acredita en los libros de historia a Lamar Hunt porque su hijo jugaba con una Super Ball (Super Pelota) y jugando con los juegos de campeonato colegiales que se les llamaba Bowls, y sus Chiefs aplastaron 23-7 a Minnesota Vikings con una ofensiva de medio oeste y una defensiva fuerte.

Características que ayudaron a KC esta temporada.

Reid no es tan animado como era Hank Stram, quien fue el primero en tener un micrófono de NFL Films conectado y lo hizo más famoso. Reid estaba emocionado el domingo y dijo “es asombroso”, antes de alentar al público a gritar “¿Qué tal esos Chiefs?”

Momentos después, el estelar ala cerrada Travis Kelce proclamó, “Tienes que luchar por tu derecho para festejar”.

Habrá bastante fiesta en South Beach para Chiefs Kingdom las próximas dos semanas.

“Emocionado de ir a Miami, tengo que ponerme a dieta para que me quede mi ropa”, comentó Reid. “Muy orgulloso”.

Como había hecho en sus últimos 3 juegos de “eliminación”, el sexto sembrado Titans inició rápido. La diferencia en Arrowhead contratio a Houston, New England y Baltimore era que los Jefes tenían a Mahomes, Tyreek Hill, Sammy Watkins y Damien Williams a la ofensiva y una vasta mejoría a la defensiva cuando perdieron el juego por el título de la AFC el año pasado. Henry tuvo sólo 7 yardas corriendo en la segunda mitad.

“Estaban con doble cobertura sobre todos estos muchachos”, dijo Mahomes sobre su espectacular escapada de touchdown en la cual se pudo mantener dentro del campo. “Tan sólo corrí y tuve buen bloqueo al final y encontré una forma de meterme a la zona de anotación”.

Una semana después de que se levantaron de un 24-0 contra Houston, los Chiefs tuvieron que venir de atrás otra vez.

Abajo 10-0 y 17-7, Kansas City fue implacable, construyendo una ventaja 35-17 mientras que controlaron el reloj con un sólido juego por tierra. Naturalmente, Mahomes complementó eso con pases precisos, repartiendo el balón con envíos cortos y largos. La daga llegó con un pase de 60 yardas a Watkins a mitad del 4º cuarto para que los Jefes anotaran 28 puntos consecutivos.

Después de tomar una ventaja 3-0 con el primer gol de campo de Greg Joseph (no había sido llamado a intentar uno en sus últimos 4 juegos), los Titanes obtuvieron un golpe de suerte enorme.

Bashaud Breeland parecía lograr una intercepción, pero la repetición mostró que el balón pegó en el suelo.

Con un par de castigos de fuera de lugar consecutivos y un pase en 4a oportunidad de Ryan Tannehill a Adam Humphries (la primera recepción en playoffs de su carrera), Tennessee convirtió, ¿de qué otra forma?, en un acarreo de 4 yardas de Henry.

Entonces despertaron los Chiefs, anotando en 3 series consecutivas. Hill logró el primero en un “Shovel Pass” (Pase pala), y luego superó al esquinero de Titans, Logan Ryan, para una recepción de 20 yardas, y Mahomes cerró la mitad con su escapada.

Eso le dio la ventaja 21-17 a Kansas City, la cual aumentaron 28-17 al comenzar el 4º cuarto en un acarreo de 3 yardas de Damien Williams para sellar una serie de 7:00 minutos. Luego Watkins quemó a Logan para el largo pase del campeonato, el cual parecía haber cometido interferencia de pase, pero tras la revisión, los árbitros en New York determinaron que no había ocurrido así y mantuvieron la decisión de los oficiales en el estadio de que el defensivo de Tennessee había cometido uso ilegal de las manos.

Henry fue contenido a 69 yardas en 19 acarreos después de correr para 588 yardas en los últimos 3 partidos siendo una fuerza imparable.

“Siento que nuestras espaldas estaban contra la pared toda la temporada”, comentó Henry. “Pero seguimos luchando y seguimos creyendo unos en otros. Creo que eso habla mucho sobre lo que tiene este equipo. Tan sólo nos quedamos cortos”.

Kansas City corrió más que los Titanes por mucho. Mahomes mostró el camino con 53 yardas y también lució por aire completando 23 de 35 para 294 yardas.

Reid regresa al Super Bowl por vez primera desde la temporada 2004, del Super Bowl XXXIX al LIV (15 años) cuando dirigía a Philadelphia Eagles y perdieron ante New England. Este lapso es el segundo más grande después de Dick Vermeil, del Super Bowl XV al XXXIV (19 años). Reid llegó a Kansas City en 2013 después de 14 años en Philadelphia.

Tennessee se va a casa tratando de entender cómo se quedaron sin combustible o cómo fueron vencidos por un equipo con más talento, mientras que el “Tomahawk Chop” se escuchará en Hard Rock Stadium en el Super Bowl LIV el domingo 2 de febrero respaldando a sus Chiefs.

Stats Titans Chiefs

Comments

comments

You must be logged in to post a comment Login